5/1/10

YOSA DE BROTO








Visitar Yosa de Broto causa una enorme sensación de tristeza y desazón, pero aún así, es uno de esos lugares que merece la pena conocer. Se sitúa en pleno valle de Broto, relativamente cerca de Oto, hacia el este. Desde Yosa disfrutaremos de unas impresionantes vistas de una buena parte del valle; es una excursión muy recomendable, sobre todo para realizar en primavera u otoño. 
Llegaremos por medio de un precioso camino de herradura que tiene su inicio en la localidad de Oto,(siempre cuesta arriba) que según dice el cartel que encontramos en la salida nos conducirá en 1 hora y 35 minutos hasta el despoblado. 
Paseando por entre calles podemos apreciar grandes casonas de piedra y mampostería de dos y hasta de tres alturas en lamentable estado de conservación. Son casas de mampostería que cubren con tejados de losa a dos aguas hoy todas ellos derruidos.
También encontramos algunas interesantes bordas en la parte alta, el crucero, presidiendo a la entrada del pueblo y una bonita fuente de planta rectangular cubierta por bóveda de medio cañón.
El pueblo carecía de abastecimiento de agua y de energía eléctrica, dos motivos que junto a lo complicado de su acceso (nunca tuvo acceso rodado) fueron las causas más importantes para su abandono. Tampoco tenían médico, cuando era necesario había que ir a buscarlo a Broto, al igual que pasaba con el cura, que lo subían en un macho todos los domingos para dar la pertinente misa.
Merece también destacar su iglesia parroquial, del siglo XVI, dedicada a Santiago Apóstol. Es una iglesia de planta rectangular de dos naves y cabecera recta, además de una capilla lateral. También contaba con una hermosa torre campanario de la que solo queda en pie su lienzo norte, aunque no creo que por mucho tiempo.
Yosa de Broto tenía 63 habitantes censados en el año 1900, los últimos dos habitantes abandonaron el pueblo en el año 1970.


Fotografía 1; Llegada a Yosa; crucero  (Cristian Laglera)
Fotografía 2; Iglesia de Santiago  (Cristian Laglera)
Fotografía 3; Cabecera  (Cristian Laglera)
Fotografía 4; Viviendas  (Cristian Laglera)
Fotografía 5; Edificios de apoyo  (Cristian Laglera)
Fotografía 6; Magnífica borda (Cristian Laglera)