8/4/18

PARDINA LORÉS







Se trata de una pardina situada a unos 3.5 kilómetros al sureste de Bernués, en el mismo lugar (o muy cerca) donde parece que estuvo situado el desaparecido monasterio de Santo Tomás.
Desde Bernués parte una pista en dirección sur (TT) que nos conducirá hasta la pardina sin grandes sobresaltos.
El conjunto está formado por una serie de edificios de gran interés, sobre todo la vivienda.
Esta conserva una portada románica con un magnífico crismón integrado; podría ser que parte de la planta de la casa fuera la misma que la de la iglesia del primitivo monasterio.
La vivienda, de dos plantas y cubierta de losas, está pintada en un blanco muy chillón, del que molesta en los ojos si le pega el sol de lleno como ocurrió en mi visita. Viéndola exteriormente parece que goza de buen aspecto, pero ojo, que engaña, pues la cubierta está derruida imposibilitando el acceso a su interior. De todas formas la ruina no es obstáculo para apreciar y reconocer su grandeza pasada.
También merece ser citado un corral con dos cubiertos y magníficos arcos de medio punto situado junto a la casa.
Otro elemento a destacar es un llamativo pozo moderno construido en sillarejo con cubierta semicircular. Un pequeño grupo de murciélagos se ha instalado en su interior; no creo que mucha gente les moleste aquí.
En definitiva, la Pardina Lorés es un pequeño conjunto pero muy interesante de visitar. El acceso es muy sencillo pudiéndolo recorrer a pie desde Bernués en poco más de una hora. En otoño o primavera una excursión deliciosa.



Fotografía 1; Pardina de Lorés  (Cristian Laglera)
Fotografía 2; Vivienda  (Cristian Laglera)
Fotografía 3; Crismón románico  (Cristian Laglera)
Fotografía 4; Arcos del corral  (Cristian Laglera)
Fotografía 5; Pozo  (Cristian Laglera)





No hay comentarios:

Publicar un comentario